Los deshidratadores solares son dispositivos que utilizan la radiación solar para calentar aire y así retirar el agua de los tejidos de productos como frutas, verduras, semillas, carne, hierbas o madera.Ya que han sido deshidratados, los alimentos pueden conservarse secos hasta por un año sin perder sus propiedades nutritivas, bromatológicas y organolépticas. La deshidratación solar es una alternativa renovable para la micro-industria y un mecanismo de desarrollo económico para pequeños productores hortofrutícolas.

Los aerogeneradores son dispositivos que generan energía eléctrica mediante turbinas accionadas por el viento que pasan a través de sus aspas. Estos se pueden colocar en tierra o en el mar.

Son dispositivos termodinámicos que transformando la radiación del sol en calor y utilizan dicha energía para elevar la temperatura del agua.

Los paneles fotovoltaicos son sistemas integrados por módulos de celdas que transforman la radiación solar en corriente eléctrica.

Las cocinas u ollas solares son dispositivos que permiten cocinar alimentos usando la radiación solar como fuente de energía. Son otra alternativa para la cocción rural y aunque no cubren por completo la necesidad de cocción de alimentos, por ejemplo hacer tortillas, ni cocinar en días nublados, su uso representa un ahorro en el consumo de leña.

Son estructuras mecánicas que basan su estructura en la lógica de una bicicleta. Utilizan la energía cinética impulsada por los pedales para realizar diversas tareas.

Las estufas mejoradas son dispositivos que aprovechan el calor liberado por la combustión de la leña para la cocción de alimentos. Son la alternativa al fogón tradicional ampliamente utilizado en zonas rurales para la cocción de alimentos, calefacción y calentamiento de agua. Su uso conlleva beneficios como la disminución en el consumo de leña, reducción de la deforestación y mitigación gases de efecto invernadero (GEI), el ahorro de tiempo y dinero, así como la reducción en la incidencia de enfermedades respiratorias debido a que el humo es expulsado de la vivienda a través de la chimenea.